Mi primer trío…

Como ustedes ya sabrán me he confesado con ustedes ser una ninfomana declarada, desde muy chica empezó mi experiencia en el sexo y hoy recordé una de las experiencias más deliciosas que tuve en mi adolescencia, en especial cuando estaba en la preparatoria y tuve mi primer trío.

Tuve la dicha de nacer en una familia acomodada de la Cd. De México, mis padres, constantemente viajaban entre la ciudad de México y el bello Cancún en donde tienen una casa que usan para pasar fines de semana o simplemente para vacacional y olvidarse del estrés provocado por la ciudad. Recuerdo que era verano, cuando mis padres querían vacacionar en la casa de Cancún, pero yo no pude acompañarlos, ya que me encontraba en exámenes finales, sé que no lo aparento, pero extrañamente siempre fui buena estudiante desde que tengo uso de razón.

Era un viernes por la noche, aburrida de estar colgada al teléfono con mis amigas y de negarme a acompañarlas a algún lado para emborracharnos, decidí salir a recorrer el jardín y tomar algo de aire fresco. Estando por el área de servicio note que en el cuarto que compartían el jardinero y el chofer, se encontraba prendida la televisión, pero los sonidos que de ella provenían no podían ser de otra cosa más que de una película porno, como siempre me ha ocurrido, mi curiosidad pudo más que mi moral, así que me acerque despacio y viendo por la rendija de la puerta entreabierta me quede observando lo que hacían los dos empleados.

Ambos se encontraban sentados uno en cada sillón , uno de ellos bebiendo una cerveza y frotándose su entrepierna, el otro, haciendo como que no veía y riéndose de ves en cuando con un poco de vergüenza , la verdad es que yo empezaba a calentarme un poco al observar esas escenas y de escuchar los gemidos de la tipa de la televisión, si que la estaba pasando bien al ser cogida por dos tipos con vergas enormes, no me percate cuando sin querer y tratando de ver bien empuje la puerta y estos dos voltearan a verme con cara de espantada. Asombrados por encontrarme espiándolos se pusieron de pie, y uno de ellos agarro el control y apago inmediatamente la televisión. El otro se acerco a mi y me dijo…

-¿Srita. Que hace despierta tan tarde?-
-¿Se le ofrece algo, se siente bien?-
-Si, me siento muuuuy bien, y ustedes porque ven de esas películas en mi casa, mi papi sabe de esto?- (siempre he sido una buena chantajista)

-Lo que pasa Srita. Es que estábamos un poco aburridos y pues…-
Sin decir mas, me acerque a tomar un bote de cerveza, mientras ellos se miraban uno a otro, sin saber que decir, note que el mas guapo de los dos (el chofer, hombre casi llegado a los cuarenta, pero bastante conservado, cabellos negro, ojos grandes y manos más grandes, no estaba mal, nada mal) no quitaba la mirada de mis senos que debido a la excitación anterior estaban con el pezón a punto de explotar.
-¿Y porque se quedan tan callado chicos?, ¿No quieren invitarme una cerveza?-

-Si Srita, claro!, pero si su papá se llega a enterar de esto seguramente nos corre..-

-No se preocupen estoy muy aburrida y no pienso contarle nada, siempre y cuando ustedes me obedezcan en todo…-

Me acerque provocativamente a el y le plante un beso en los labios, mientras le entregaba el bote vacío…

En lo que se recuperaba del impacto el jardinero (Un tipo como de 35 años, delgado y alto se coloco detrás de mi, y rozándome a propósito me paso otra cerveza, sentí su miembro de inmediato pegado a mis nalgas, suplicando salir antes de que rompiera el pantalón, los tres teníamos la temperatura muy arriba, así que no tardaron mucho en entender el mensaje, y mientras sorbía mi cerveza deje que me empezaran a tocar mi cuerpo por encima de la ropa.

El que estaba detrás de mí se animo finalmente y metió sus manos por debajo de la blusa de tirantes que traía, subió lentamente hasta llegar al sostén, mismo que bajo de un solo tirón dejando mis tetas al descubierto, me recosté en su hombro buscando su boca con mi lengua, misma que me entrego de inmediato en un beso candente y húmedo. El otro empezó a quitarme la blusa para dejarlas bien al descubierto, el de atrás las sostuvo entre sus manos como entregándoselas al otro para que las mamara. Mi vagina estaba sumamente encharcada y deseosa de que la tocaran.

Uno las sostenía y las juntaba para dárselas a su compañero que gentilmente chupaba mis senos, dándome lengüetazos y recorriéndolas como un experto, despacio fue bajando hasta el cierre de mi pantalón el otro me sostenía como si yo pusiera resistencia y frotaba su verga entre mis nalgas aún cubiertas por el pantalón.

Me despojaron en un dos por tres de toda la ropa y se apartaron, observándome por un momento, mientras se decían uno al otro

-Mira nomás a la patroncita, si esta que se cae de buena-
-Si buenísima y calientita, como me gustan las morras-
-Pero, no te preocupes princesa, que eso… ahorita te lo quitamos- …(no recuerdo exactamente las palabras, pero fue algo así)

Sonrieron los dos mientras seguían tocándome, se desnudaron rápidamente, y debo confesar que me puso a mil ver dos vergas mirando al cielo, paradas por mi….

Sin decir nada, me acerque a ellos y los sostuve por la verga, inexpertamente los masturbé como el instinto me lo decía, mientras besaba a uno y a otro espaciadamente. Jugaba con sus lenguas, los dejaba que chuparan la mía, estábamos muy muy calientes.

Me arrodille enfrente de ellos y uno a uno les regale tremendas mamadas, solo escuchaba sus quejidos y las cosas que decían cada vez subían de tono, les chupe los testículos los recorría con la lengua, mientras mamaba a uno al otro se la jalaba, cambiando de verga de vez en vez…

Continué chupándoles el pene por un rato, cuando uno de ellos dijo:

-Ahora si pequeña te toca disfrutar en serio-

El que tomo la iniciativa, se recostó en la cama y me coloco encima de él sin penetrarme, en cuatro, rozaba mi clítoris con su gran miembro y mamaba mis tetas como si yo me fuera a ir, mientras el que tenia por detrás pasaba su lengua por mis nalgas y la introducía despacito en mi culito apretado, estaba a punto de terminar y sin que me penetraran, esas dos lenguas me estaban dando placer al máximo.

El de atrás, frotaba su verga por todo mi trasero metía la puntita de su miembro a mi vagina y luego mojando todo el camino llegaba hasta mi culo y me lo frotaba con fuerza, la entrada ya estaba bastante lubricada, y sentí un fierro caliente queriendo entrar, y poco a poco lo estaba logrando…., así, que afloje mi cuerpo, y cerré los ojos esperando que me la dejara ir toda.

El otro puso su verga en la entrada de mi sexo encharcado y me invito a que me sentara despacio en ella,…

Poco a poco agarramos el ritmo,  los tres nos unimos en un cadencioso baile y mis caderas iban al vaivén de las de ellos, me cogían con fuerza, agarrándome las nalgas, besándome las tetas y metían y sacaban sus extraordinarios miembros, que solo me hacian disfrutar.

De pronto y sin dejarme recuperar el aliento, decidieron cambiar de posición. El que estaba abajo de mi dijo apresurado…

-Ahora yo quiero probar este rico culito-

Sentí que cayo un poco de saliva por mis nalgas calientes, el se froto el falo en ella para que pudiera resbalar despacio. El otro se puso enfrente de mi, y me dijo…

-Mamate este tronco, preciosa… comete tus jugos…-

Sin decir palabra obedecí gustosa mientras recibía la otra por el culo, chupaba la que tenia enfrente como un rico caramelo

Me sujetaba del cabello para que no lo soltara, me guiaba moviendo mi cabeza para mamarle el pene como el quisiera, yo esta atónita en el placer, caliente, y fuera de mi, el de atrás también gozaba, lo estaba disfrutando mucho, empezó a acelerar cada vez más y más fuertes sus embestidas la metía y la sacaba con gran fuerza hasta que la sacó por completo y lleno de su leche caliente en mi culito, se puso a chuparme el ano mientras su amigo se puso abajo de mi para ahora darme por la vagina, era delicioso sentir la lengua de alguien en el culo y la verga de otro al mismo tiempo.

Lo empecé a cabalgar mas rápido, cuando empecé a sentir el temblor del orgasmo, de varios, la convulsión de mis caderas, la presión de mi vagina termino en una explosión que fue única, al apretarle tanto el pene hice que terminara junto conmigo, sujetándome con fuerza mis nalgas y yo enterrando mis uñas en el pecho…

Suspiré y me deje caer en la cama, descanse entre mis dos empleados por un rato, dándoles tiempo de que se recuperaran porque la noche apenas estaba empezando y yo quería mas aún….

4 comentarios to “Mi primer trío…”

  1. Una mezcla de sensaciones intensas dejan tus palabras…Tu sensualidad…Tu lujuria…placer…todo lo que representas esta plasmado aquí en tu bitácora…

    Gracias por compartir algo de esa sexualidad tan increíble que emana de Ti…tienes el fuego a Flor de piel…se nota.

  2. lxsplk Says:

    Muy bueno la verdad, un saludo grande desde TuReceta.wordpress.com

  3. Na neta… si es verdad q a toda madre eres… y si no … q excelente imaginacion….

  4. la neta creo que eres una muy buena escritora, tu forma de redactar detalles que dejas a la imaginacion del lector .me gusta!

    eres periodista o algo asi?

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: